Viernes, 03 Abril 2020
El tiempo - Tutiempo.net

Política

Según una nota que publica Hugo Alconada Mon en diario La Nación, Lázaro El Laburante Báez "alquiló" los tres hoteles de los Kirchner por 14 millones de pesos. Entre 2010 y 2011, el matrimonio Kirchner, el más decente que gobernó el país en su historia, recibió más de 14,5 millones de pesos de Valle Mitre, la sociedad que gerencia sus hoteles y que controla el amigo Báez, un trabajador que supo hacer fortuna trabajando de sol a sol.

Los Kirchner recibieron cheques de Valle Mitre cada mes por el hotel Alto Calafate, con el que siete empresas de Báez firmaron acuerdos confidenciales y retroactivos. Pero también por la hostería Las Dunas (que en los papeles es de Báez) e incluso por el hotel Los Sauces, cuya gestión se encuentra en manos de la familia Relats. Aun así, Báez también hizo pagos millonarios por ese establecimiento. Sólo por el "alquiler" del Alto Calafate, el matrimonio presidencial recaudó más de $10,1 millones a través de Hotesur SA, la sociedad con la que controlan el hotel. De ese monto, más de $6,3 millones correspondieron a 2010 y $3,7 millones, al año siguiente, cuando ya había muerto el ex presidente.

A esos desembolsos se sumaron más cheques de Valle Mitre por algo más de $ 4,3 millones durante esos dos años para Néstor y Cristina Kirchner. En sus registros contables los anotó por separado, en dos rubros a los que identificó como "Los Sauces - La Aldea" y "NCK - Las Dunas". Todos esos desembolsos de Valle Mitre constan en una planilla de Excel entregada al diario de derecha, La Nación. Titulada "Pagos Alquileres Unidades", durante años fue manejada por el equipo contable de Báez, que admitió la veracidad de los documentos.

Báez calificó ayer esos registros de "papeles privados" de sus empresas al denunciarse ante la Justicia en Río Gallegos y anticipar que podría iniciar una "acción penal" por lo que definió como una "evidente violación del secreto fiscal". Pero en ningún momento adujo que esos documentos fueran falsos. Del análisis de esos registros, surgen varios rasgos sospechosos, que podrían configurar los delitos de lavado de activos, enriquecimiento ilícito y evasión tributaria agravada. En el caso de Los Sauces, los Kirchner lo controlaban a través de una sociedad anónima del mismo nombre en la que cada uno poseía el 45% de las acciones. En Internet, se presenta como "el hotel de lujo de El Calafate", con 42 suites distribuidas en seis "casas patagónicas".

Años atrás, Los Sauces fue el centro de una causa penal cuando trascendió que la familia Relats, dueña del Panamericano en Buenos Aires les pagaba a los Kirchner un alquiler de US$ 105.000 por mes -luego acordaron unvalor más bajo- por gerenciar ese hotel, al mismo tiempo que eran beneficiarios de obra pública nacional. Esa investigación no prosperó.

Sin embargo, y por algún motivo que no surge de los documentos del Grupo Báez, la gerenciadora Valle Mitre acumuló las anotaciones sobre facturación y cheques correspondientes a Los Sauces junto a los de otro hotel, La Aldea, en el Chaltén. En ese hotel, a su vez, como dueños aparecen Leandro Albornoz -el escribano de Báez que figura como accionista de Valle Mitre- y Adrián Berni, máximo ejecutivo de esa gerenciadora. Pero ni Albornoz, ni Berni, ni La Aldea en sí emitieron las facturas por las cuales Valle Mitre pagó todos los meses. En todas figura Los Sauces como emisora.
Tras la reunión mantenida entre el CEO Barrick Gold Corporation Agua Contamination y el vicegobernador de San Juan, Sergio Pez Uñac, la productora de oro y el Gobierno llegaron a un acuerdo por el cual la empresa minera hará una fuerte reducción de personal. Hasta el último día de este mes, la compañía empleará a unas 5.000 personas. La pésima noticia es que desde enero ese número bajará a unos 3.500 empleos, es decir, un recorte de 30 por ciento de su plantilla. A cambio, la trasnacional saqueadora se comprometió a no suspender por completo las tareas en la mina. Así lo informó hoy diario La Nación. Un saludo para el secretario de Minería, Jorge Mayoral, por los logros obtenidos.

Los trabajadores que seguirán vinculados a la iniciativa estarán dedicados a obras que incluyen el movimiento y la impermeabilización de suelos, manejo del agua, mantenimiento de infraestructura general y monitoreos ambientales, entre otras cosas. John Thornton es una de las personalidades más importantes del negocio minero. Su tarjeta indica que es el copresidente del directorio de la canadiense Barrick. En los últimos ocho días, aterrizó dos veces en San Juan. La primera fue el viernes pasado, y la segunda, ayer. Su objetivo: llegar a un acuerdo con la gobernación de esa provincia -a cargo del vicegobernador Sergio Uñac, que reemplaza al convaleciente José Luis Gioja- para llevar adelante el plan de desaceleración temporal de los trabajos de construcción de la mina Pascua Lama, el primer proyecto binacional a nivel internacional y la inversión en curso más importante de la Argentina.

Las negociaciones que llevaron adelante la compañía y el gobierno provincial en la última semana fueron monitoreadas por el secretario de Minería, Jorge Mayoral. De acuerdo con fuentes que participaron de las discusiones, el funcionario nacional acompañó al timonel provincial debido a que se hizo cargo de la provincia hace escasos meses. Del lado de la empresa, Guillermo Caló, máxima autoridad de Barrick en el país, acompañó a Thornton. "El nuevo escenario implica planificar lo que resta de la construcción mediante un trabajo en fases con programas específicos de tareas, presupuestos y objetivos", explicaron fuentes vinculadas a la construcción de Pascua Lama. Sostienen que de esta forma se facilitará una planificación y ejecución más eficaz junto con una mejora en el control de costos.

El plan de Barrick es emplear el número de personas necesarias para las distintas etapas del proyecto, algo que la empresa había adelantado a mediados de año, cuando anunció la recalendarización de trabajos. Respecto de la gente que continuará vinculada al proyecto, fuentes de la compañía fueron enfáticas en recalcar que "siempre Barrick ha trabajado priorizando la contratación de proveedores y mano de obra local, y seguiremos haciéndolo sin dudar". El proyecto Pascua Lama, la nave insignia de Barrick a nivel internacional, está afectado por dos grandes cuestiones. Por un lado, recibió requerimientos importantes por el lado de la justicia chilena. Si bien eso no le impide avanzar con las obras del lado argentino, le quita sentido al hecho de mantener la planificación inicial. En segundo término, durante los últimos meses, el precio de los metales registró una caída pronunciada que afecta la actividad minera a nivel internacional. Es por eso que, según la compañía, su intención es retomar un mayor ritmo en la construcción del proyecto sobre la base de una mejora en las condiciones económicas futuras, tanto por una eficientización de los costos como por una mejora en los precios de los metales.

A principios de noviembre, la empresa había informado que planeaba "disminuir temporalmente las actividades de construcción en Pascua Lama, excepto aquellas que se requieren para la protección del medio ambiente y el cumplimiento regulatorio. Esta decisión pospondrá y reducirá los desembolsos de efectivo de corto plazo, y le permite a la compañía proseguir con el desarrollo en el momento apropiado bajo un esquema en fases más efectivo". El presidente y CEO de la compañía, Jamie Sokalsky, explicó en esa ocasión que "en este momento, el curso prudente es disminuir temporalmente la construcción del proyecto, pero naturalmente mantendremos nuestra opción de retomar el ritmo de la construcción y finalizar el proyecto cuando hayan sido logradas mejorías a sus actuales desafíos".
Por E. Simón 
Hoy se realizó una reunión entre varios gremios de San Juan y el Gobierno. Los representantes de UPCN, ATE, ATSA, Viales, UDAP, UDA y AMET llegaron a Casa de Gobierno para pedirle al vicegobernador, Sergio El Fogueado Uñac, un plus de fin de año. Participaron del encuentro el ministro de Hacienda, Francisco El Mago Alcoba, y la ministro de Educación, Cristina Díaz. Luego del encuentro, el Gobierno extorsionó a los trabajadores: les regalará 2.500 pesos pagados en tres veces para que no hagan huelga.

El "premio" no tiene sentido porque no es una suba real de salario, es un pago ocasional que no mitigará la inflación galopante que sufren. ¿Habrá oportunidad de regalar 2.500 pesos a cuentapropistas, monotributistas, desocupados, personas con planes sociales insuficientes y empleados en negro? A ver si Uñac se juega un poco y, en el marco de su generosidad con plata del Estado, hace un esfuercito para seguir repartiendo plata. Volviendo a los laburantes que recibirán la extorsión en cash, el acuerdo incluye el pago de 1.800 pesos en diciembre y el resto en enero y febrero. Este monto no sufrirá descuentos de ningún tipo, es decir, va en negro. El aguinaldo se pagará el 18 de este mes. La reunión se dio después de tres jornadas de paro.
Mientras las papas queman y el país vive momentos de alborotos y reclamos, la presi encabezará en la Casa Rosada su primer acto de gestión en 69 días. Tras el viaje en helicóptero, fue autorizada a viajar en avión. Se pianta a Santa Cruz y se toma unos días hasta enero. Merecido descanso.

Los estudios cardiológicos Cristina arrojaron "resultado normales" por lo tanto ya puede viajar en avión, como Charly ("No voy en tren / voy en avión / no necesito a nadie / a nadie alrededor"). La presidenta Cristina Fernández de Kirchner encabeza este jueves en la Casa de Gobierno un acto junto a la ministra de Industria, Débora Giorgi, para anunciar créditos destinados a microemprendedores.
Según trascendió, ya tiene autorización para viajar por el límpido cielo azul. Partiría el viernes por la mañana rumbo a Santa Cruz donde tiene previsto permanecer hasta los primeros días de enero.
El martes la Presidenta estrenó su primer viaje en helicóptero en el marco de los festejos por los 30 de democracia. En este ocasión será su primer ascenso al avión presidencial luego de la prohibición prescripta por la Unidad Médica Presidencial.
Martes, 10 Diciembre 2013 17:00

Tarde de Perros

Por
Por Marcelo Arancibia 
Partido GEN San Juan
Tarde de perros es una película estadounidense de 1975 dirigida por Sidney Lumet y protagonizada por Al Pacino, y está basada en hechos reales ocurrido en 1972. El argumento del film trata de un vecino de Brooklyn, Sonny Wortzik (Al Pacino) que decide junto a otro inexperimentado delincuente robar un banco para conseguir el dinero que le demanda la operación de cambio de sexo de su pareja transexual, pero fracasan al descubrir que el banco no tenía suficiente dinero en efectivo. La película está ambientada durante el periodo canicular de verano, que es la temporada del año en que el calor es más fuerte. El Gobierno de San Juan, como si fuera el personaje de Al Pacino, el viernes 5 de diciembre tuvo su propia "tarde de perros".

Empezó con la confirmación efectuada en persona por el CEO de Barrick Gold, John Thornton, que al 31 de diciembre solo quedarán 500 empleados en Lama. En un año la minera canadiense destruirá 11.200 empleos (cifra que podría ser mayor, de contabilizar otros empleos indirectos y de existir en la provincia transparencia en el acceso a la información pública).
El rostro de los funcionarios debió semejarse al personaje de Al Pacino al constatar que la bóveda del banco que robaba no tenía dinero en efectivo suficiente. Ante la dificultad de lograr empleo para los 6.200 primeros despedidos por la multinacional minera, ahora, a corto plazo, se agregan otros 5.000, en un contexto económico donde la inflación comenzó a destruir empleos en el sector privado, que no podrán ser absorbidos por el sector público.

El cierre de Pascua Lama preanuncia una crisis, de quienes se beneficiaron entregado nuestros recursos no renovables sin que estos impactaran en el progreso social de los sanjuaninos, y que solo se limitaron a construir un Estado para manejar los negocios públicos (desde la obra pública, al clientelismo político, pasando por la pauta publicitaria) y privados (como proveedores de las corporaciones mega mineras). Ni las regalías de la mega minería, ni el impuesto a los ingresos brutos tributados por los proveedores mineros, han servido para configurar un Estado que cumpla su rol de garante del orden público, prestador de educación y salud de calidad para los sanjuaninos.

En su tarde de perros, el Gobierno no tuvo tiempo para llorar por los negocios perdidos en la megaminería, mientras se "merendaba" de las malas nuevas de John Thornton, comenzaba el "acuartelamiento" de la policía provincial por un reclamo salarial y, tras cartón, los saqueos.
Lo que se terminó en el "San Juan populista y extractivista de Gioja" es la plata. Las "cajas" se vaciaron, no hay empleo en la mega minería y las finanzas del Estado no podrán absorber los aumentos salariales de los empleados públicos por encima de la inflación.

San Juan, como el resto de las provincias argentinas, se apronta a transitar un durísimo ajuste de sus cuentas públicas en el marco de una abierta y creciente desocupación por la fuga de la Barrick Gold. El origen de crisis radica en que hace tiempo desapareció el tipo de cambio alto y estable, porque desapareció el superávit fiscal de la Nación, que lo generaba en un contexto de pleno empleo con sindicatos que ejercían el control social en la distribución de la renta. Al desaparecer "el modelo", aparece la inflación para jugar su mejor juego, el destruir el salario, expulsar la inversión, y aniquilar el empleo.

Tantos años de desprecio hacia las formas democráticas y los principios del republicanismo, sacrificados en la hoguera giojista de la falsa retórica "del que gana las elecciones hace lo que quiere", ha terminado por desnudado el carácter oportunista del oficialismo, sin mas plan de gobierno que los negocios que le redituaba la fiebre del oro y el dinero fácil que le reportaba ser obsecuentes con el kirchnerismo.
En San Juan, en su tarde de perros, apareció el delito envuelto con el resentimiento y la necesidad de los saqueadores. En la Provincia hay muchos pobres, y los hay desde hace mucho tiempo. El giojismo usó la relativa fortaleza fiscal del Estado para desplegar una política de asistencia clientelar para retroalimentarse en el poder, sin sacar a los pobres de la pobreza, a la par de destruir el sistema de partidos políticos y la regla de la alternancia en el poder.

El desempeño del giojismo en sus diez años de ejercicio del poder, ha sido de indiferencia y fragmentación deliberada para con los pobres. La política de erradicación de villas miserias, por paradoja, no sirvió a la cohesión social, pues la fractura o grieta provocada entre quienes pueden acceder por peculio propio a los servicios esenciales para una vida de digna, y los que no, no lo determina el progreso -que no llega a todos en la misma cantidad y oportunidad-, sino en la necesidad de contar con la policía en la calle para evitar el saqueo o el robo de unos contra otros.

Como el personaje de Al Pacino en la película Tarde de Perros, mas preocupado en que los medios no difundieran su condición de homosexual que en ser detenido o ajusticiado por el FBI, el Gobierno usa la propaganda oficial para ocultar el fracaso de su gestión.