Miércoles, 03 Junio 2020
El tiempo - Tutiempo.net
Miércoles, 02 Mayo 2018 09:31

Subir tarifas al ritmo de la inflación tendría un costo fiscal de 0,7% del PBI

Por El País Diario

Un estudio de Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF) determinó que subir tarifas al ritmo de la inflación, tendría un costo fiscal de 0,7% del PBI.

En Argentina, durante varios años los subsidios a la energía y al transporte permitieron que los precios pagados por el consumidor subieran a menor ritmo que la inflación.

Esto hizo que los subsidios económicos llegaran a representar un 3,8% del PBI en 2015. Sin considerar a las Rentas de la propiedad como ingresos, el déficit primario de 2015 fue del 4,3% del PBI. Por ende, los subsidios económicos representaban al final del mandato del gobierno de Cristina de Kirchner casi un 90% del déficit primario.

Durante la presidencia de Mauricio Macri se priorizó el objetivo de bajar la inflación a partir de una baja real del gasto público. En esta línea, la disminución real de los subsidios económicos fue considerada clave.

Durante el año 2017 los subsidios económicos iniciaron un proceso de reducción nominal y por ende real. Los destinados a la energía pasaron de $210.000 millones en 2016 a $125.000 millones a fines de 2017. Es decir que disminuyeron un 40% en términos nominales.

Por su parte, los subsidios destinados al transporte pasaron de $80.000 millones a $90.000 millones. Esto implicó un aumento nominal del 13%. Esta combinación derivó en una baja del peso de los subsidios económicos en el PBI del orden de 1,5 puntos porcentuales. Se redujeron del 3,7% del PBI al 2,2% del PBI.

Durante 2018 está prevista la continuidad de la baja nominal de subsidios en materia energética y una leve suba nominal de los destinados al transporte. Los primeros podrían bajar hasta un 45% y los segundos subir un 5%.

Este comportamiento implica, obviamente, una nueva baja del peso de estas transferencias dentro del PIB. Se proyecta que sea del orden de 0,9 puntos porcentuales.

La contracara de esta baja de subsidios a la energía es la suba de tarifas por encima de la inflación. Según el INDEC, en los últimos 12 meses los precios regulados subieron un 38%, mientras la inflación promedio subió un 25%. Esta dinámica de precios relativos es la inversa a la de años anteriores.

Fuente: Ámbito